Reto Veterinario:  Dolor en la columna vertebral

Reto Veterinario: Dolor en la columna vertebral

Dr. Pablo E. Otero.

Licenciado en Ciencias Veterinarias en 1988 por la Universidad de Buenos Aires. Doctor de la Universidad de Buenos Aires, de la Facultad de Ciencias Veterinarias con calificación: Sobresaliente “Suma Cum Laude”. Especialista en anestesióloga y algiología. Además cuenta con un título de Especialista en Educación superior en docencia universitaria con orientación a las Ciencias Veterinarias y Biológicas.Es investigador en Categoría III otorgado por el Ministerio de Educación Ciencia y Tecnología (Sede Metropolitana) de Argentina. Ha sido profesor en diferente universidades, nacionales y particulares en Argentina. Ha obtenido el grado de Master di Anestesia e Terapia del Dolore presso il Departamento di Clínica Veterinaria dell’Universidad de Pisa ( Italia, 2011,2012) y la Especializacón Lato Sensu em Anestesiología Veterinaria, promovido por la Pós Anestesia Veterinaria en asociación con el Instituto Bioethicus y sellado por la Universidade de Jaguariúna (Sao Paulo, Brasil. 2011-2012).  Ha publicado numerosos artículos en diferentes revistas y es el autor de 4 libros relacionados al dolor, su evaluación y tratamiento en pequeños animales. Actualmente es profesor Regular Adjunto del Área de Anestesiología y Algiología de la Facultad de Ciencias Veterinarias de la Universidad de Buenos Aires.


Se presenta a la consulta un canino macho de 9 años de edad con un marcado dolor en la columna vertebral (fig. 1). El animal se presenta abatido y muestra una marcada dificultad para ganar la estación. En la revisión clínica el paciente reacciona expresando disconfort y signos de dolor cuando se explora la región de los músculos epiaxiales. Se extraen muestras de sangre para realizar un relevamiento del estado físico del paciente y se comienza un tratamiento sintomático.

Figura 1

Figura 2

El tratamiento inicial consistió en la administración de firocoxib (5 mg/kg PO, cada 24 horas) pregabalina (4 mg/kg PO, cada 24 horas).

Los análisis complementarios arrojaron resultados normales para todos los parámetros excepto para la función renal, la cual se expresaba ligeramente alterada.

El paciente evolucionó de manera satisfactoria y aunque mejoró la postura y movilidad, permaneció con recaídas intermitentes.

Cual de los siguientes decisiones terapéuticas consideras apropiadas:

a. Sumar al tratamiento una dosis complementaria de dipirona (25 mg/kg PO, cada 8 horas)
b. Suspender la toma del AINE y reemplazarlo por dipirona (25 mg/kg PO, cada 8 horas)
c. Suspender la toma del AINE y pregabalina y realizar un bloqueo nervioso periférico.
d. Suspender la toma del AINE y realizar un bloqueo nervioso periférico manteniendo a la pregabalina en el tratamiento.


¿Quieres aprender más sobre Manejo del Dolor en caninos y felinos?

Inscríbete ahora al curso virtual de Manejo del Dolor en caninos y felinos de VetPraxis.
Aprende a tu ritmo y con total comodidad.
Inicio 21 de julio 2020.

Clic Aquí